El fútbol peruano proviene del mono

por lamanoamiga

El gutural y natural gemido del chimpancé ha seguido un largo camino evolutivo hasta convertirse en una fonética racista en contra de nuestros amables vecinos ecuatorianos. Le decimos “monos” haciendo alución a su condición de primo en tercer grado de Max Barrios y a nadie parece ofenderle.

Espero que algún avispado capte la cara de Farfán cuando los hinchas nacionales acompañen el ataque de Ecuador con el grito de “Unga, unga”. Desde nuestra jaula periodística apenas solicitamos buena puntería al aguerrido barra brava que tire un platano a la cancha. La idea es darle a Felipe Caicedo y no ocasionarle una contusión a Luis Advíncula o Johel Herrera.

Una cosa es no poder ganarle en la cancha a Ecuador, otra muy distinta es perder nuestra dignidad como seres humanos en la tribuna.

Anuncios