¿En qué momento se jodió Varguitas?

por lamanoamiga

Juan Manuel Vargas (sí, no nos cansaremos de escribir sobre él) se fue del Perú rumbo a Italia dejando frases para el recuerdo. Armado con su cara de qué-chucha-me-miras, y su mejor poesía, respondió a un amable hombre de prensa.

“La camiseta nunca la voy a manchar. / Pero siempre hay sus payasos que hablan. / La gente no debe perder la ilusión, / pese a la mala leche de todos ustedes“. Hablaba de la prensa, of course.

Ni las portadas sobonas antes de cada partido, ni el “Vamos Loquito” de la hinchada y la prensa, ni el “Con los huevos de Vargas” en las transmisiones, ni “El Real Madrid lo quiere” que los diarios sacan para mantenerlo vigente, lo tienen contento a Varguitas.

Más payasada es venir desde Italia prometiendo jugar cojo ante Colombia y Uruguay, y quedarse en la tribuna viendo como a la selección le ganan todos.

Más payasada es tener talento para ser el mejor lateral izquierdo del mundo y dejarse ganar por la noche y la chela. “¿En qué momento se jodió Varguitas?”, reflexiono yo con la profundidad de un plato de sopa wantán. Y como la misma sapiencia me respondo: “El día que creyó que con huevos bastaba”. Que mal que le hiciste Peredo.

Anuncios