No somos muchos pero somos machos

por lamanoamiga

El récord de derrotas de la selección exige medidas radicales y valor ante lo desconocido. Es necesario un electroshock anímico y algunos finos retoques en el sistema del ‘Mago’, que supondrán desconvocatorias, lágrimas y posterior aceptación.

Pero está visto que el 4-4-2, y hasta el 3-5-2, es cosa del pasado. Es hora de ser valientes y probar alineaciones con mayor peso testicular, tales como el 8-7-19-01, con un solo delantero en punta; o el 3-5-69-911-666-1/2, con un atacante sin piernas o sin brazos, lo que ayudará al factor sorpresa para la llegada de nuestro centenar de volantes ofensivos.

Así está la cosa, caballero ilustre. Mientras usted lee este artículo, un grupo de patrióticos tinterillos busca vacíos legales que permitan a Perú alinear a más de once jugadores, y otros que obliguen al rival a jugar con ocho. Usando la ciencia ficción, ganarle a Uruguay es posible.

Anuncios